LUIS LARA

LATINO IN / MÉXICO

Tras dos días de tensiones y tuits polémicos por temas migratorios y comerciales, Enrique Peña Nieto y Donald Trump hablaron por teléfono durante una hora, de acuerdo a AP.

La plática de este viernes entre los Presidentes de México y Estados Unidos se realizó en medio de la disputa por la construcción del muro en la frontera y por un posible impuesto a México del 20 por ciento para pagar la obra que hará EU.

En un comunicado, la Presidencia de la República confirmó la conversación telefónica, dijo que ambos Mandatarios reconocieron sus diferencias sobre el muro y acordaron ya no hablar públicamente de este tema.

“Con respecto al pago del muro fronterizo, ambos Presidentes reconocieron sus claras y muy públicas diferencias de posición en este tema tan sensible, y acordaron resolver estas diferencias como parte de una discusión integral de todos los aspectos de la relación bilateral”, señala el comunicado. 

“Los Presidentes también convinieron por ahora ya no hablar públicamente de este controversial tema”.

Cuestionado en una rueda de prensa en Washington junto a Theresa May, Primera Ministra de Gran Bretaña, Trump dijo que la plática con Peña Nieto fue muy buena y cordial, que seguirá negociando en los próximos meses y buscando una relación justa con México.

Este miércoles, Trump firmó una orden ejecutiva para construir un muro en la frontera, el cual exige que pague México.

Peña Nieto respondió el mismo miércoles por la noche en un video en que dijo que México no cree en muros y no pagará el muro.

Este jueves, Trump advirtió en Twitter que sería mejor no reunirse con Peña Nieto el martes, en una visita agendada en Washington, si México no quiere pagar el muro.

Peña Nieto respondió anunciando vía redes sociales que informó al Gobierno de EU que no asistirá a la cita.

Las tensiones crecieron el mismo jueves cuando Sean Spicer, vocero de la Casa Blanca, dijo que Trump considera un impuesto del 20 por ciento a las importaciones que hacen desde México, con lo cual EU obtendría 10 mil millones de dólares.

El costo del muro se estima entre 15 mil y 20 mil millones de dólares.