NORA ESTRADA

LATINO IN / LOS ÁNGELES

Con un voto de 27-12, el Senado estatal aprobó este lunes la iniciativa llamada “Ley de Valores de California”, una de las leyes antiTrump más fuertes de Estados Unidos.

La SB54 evitará que la Policía estatal, local y escolar utilice sus recursos para investigar o arrestar a individuos por violaciones de inmigración.

La Policía estatal y local seguirá cumpliendo con las órdenes judiciales para transferir a los delincuentes peligrosos a custodia federal con fines de cumplimiento de la ley de inmigración.

El senador Kevin de León, promotor de la iniciativa, dijo que cuando la Policía local es delegada para hacer cumplir las leyes de inmigración, las comunidades latinas se vuelven más, no menos, peligrosas.

“Nuestros recursos limitados de aplicación de la ley son malgastados cuando los oficiales de Policía son retirados de sus deberes para arrestar a las camareras, estudiantes, garroteros y jornaleros, quienes se apegan a las leyes.

“Los residentes indocumentados no denunciarán los crímenes por temor a la deportación y los delincuentes vagarán libremente para victimizar a otros”, dijo De León, a La Opinión, diario en español de Los Ángeles.

El proyecto de ley fue recientemente enmendado para asegurar que el Gobierno Federal tenga un aviso previo de 60 días antes de que los delincuentes violentos sean liberados de la prisión estatal o la custodia local, dando a los funcionarios de inmigración tiempo suficiente para detener a los infractores bajo su objetivo.

Un análisis del Instituto de Política Pública de California calculó que en el “estado dorado” viven entre 2.3 y 2.6 millones de indocumentados, de los cuales 1.7 millones forman parte de la fuerza laboral representando el 10 por ciento del total de los trabajadores.