NORA ESTRADA

LATINO IN / LOS ÁNGELES 

Vecinos de Anaheim se manifestaron por segundo día consecutivo este jueves porque aún no se le presentaban cargos al policía de Los Ángeles fuera de servicio que el martes disparó su arma mientras sostenía una disputa física con adolescentes.

En esta ocasión no hubo manifestantes arrestados, como en la primera protesta, y los inconformes no permanecieron mucho tiempo en el lugar debido a las bajas temperaturas.

Por su parte, la Policía de Anaheim está investigando el altercado en sí, mientras que el Departamento de Policía de Los Ángeles y el Inspector General están llevando a cabo investigaciones internas sobre las acciones del oficial.

Los hechos, de los cuales hay un video que se volvió viral en las redes, se desarrollaron alrededor de las 2:40 horas de la tarde del martes, en West Palais Road.

El jefe de la Policía de Anaheim, Raúl Quezada, expresó que el oficial sostuvo una “disputa en curso” con menores que “continuamente atravesaron su propiedad”.

La Policía de Anaheim dijo que el oficial había presentado al menos una queja en el pasado, aunque no estaba claro si implicaba a los mismos adolescentes, algunos de ellos latinos, a los que se enfrentó el martes.

Algunas versiones señalan que la disputa inició cuando una adolescente pisó el césped de la propiedad del policía, lo cual lo molestó.

En el video se observa que el policía forcejea durante algunos minutos con un adolescente de 13 años que presuntamente defendió a su compañera.

Posteriormente, varios compañeros se suman a tratar de ayudar al adolescente, y es cuando el policía saca su arma de entre sus ropas y dispara sin causar heridos.

De acuerdo al diario LA Times, Tom Tait, Alcalde de Anaheim, dijo que estaba muy preocupado y molesto por lo que refleja el video que se hizo viral en el que el oficial fuera de servicio lucha con un joven de 13 años desarmado.

“Al igual que muchos, estoy profundamente preocupado y francamente enojado por lo que muestra sobre las imágenes del incidente.

“El video muestra a un adulto luchando con un chico de 13 años y finalmente disparando un arma. … nunca debería haber ocurrido”, comentó Tait.

El oficial, cuyo nombre no ha sido revelado por las autoridades, fue removido del campo, que es el protocolo estándar después de los disparos de los oficiales del LAPD.

Un abogado que representa al oficial, Larry Hanna, se negó a discutir el encuentro en detalle, citando las investigaciones en curso.

También se negó a nombrar a su cliente o describir su trabajo con el LAPD argumentando que estaba preocupado por su seguridad.

“Todo esto saldrá”, dijo. “Sólo creo que la gente debe dejar que los investigadores hagan su trabajo”.

A través de un comunicado, el sindicato que representa a los oficiales de la LAPD de rango cuestionó fuertemente a quienes critican la acción del oficial.

“El video de teléfono celular públicamente disponible muestra que nuestro oficial fue agredido físicamente por múltiples personas y el oficial sufrió lesiones”, dijo el sindicato en un comunicado.

“Cuando un agente de policía es atacado, tienen el derecho y el deber de protegerse, no importa la edad del delincuente”.