NORA ESTRADA

LATINO IN / LOS ÁNGELES

Un total de 24 personas arrestadas fue el saldo de la protesta que realizaron el miércoles unos 300 vecinos de Anaheim para exigir la renuncia del policía de Los Ángeles que el martes, estando fuera de servicio, tuvo una disputa con adolescentes y disparó su arma.

Un despliegue policial blindó la residencia del policía, pero no logró evitar que los enardecidos manifestantes causaran daños menores, como ventanas rotas y rayones al vehículo del acusado de agredir a los jóvenes.


De acuerdo a reportes de varios medios y posts en Facebook, los vecinos recorrieron varias calles gritando: “Manos arriba, no disparos” y “Ésas son nuestras calles”.

También lanzaron consignas contra los policías, aventaron piedras y pidieron el arresto del policía que tuvo el altercado con los jóvenes que habían salido de la escuela.

EL MOTIVO

La protesta ocurrió tras de que se hizo viral un video en el que se ve a un hombre blanco corpulento “detener”, zarandear, amedrantar a algunos adolescentes, algunos de ellos latinos, y hasta disparar en una ocasión su arma sin causar heridos.

Supuestamente lo que provocó el enojo del que resultó ser un oficial fuera de servicio de la Policía de Los Angeles es que una estudiante pisó su césped.

Dos de los jóvenes terminaron arrestados después del incidente a pesar de que aseguraron que el oficial los agredió y utilizó su arma de fuego.

Horas después los detenidos fueron liberados.

Los jóvenes afirmaron que uno de los compañeros de la joven que pisó el jardín del policía trató de defenderla y enfrentó al hombre.

El adolescente de 13 años aseguró que el hombre lo golpeó y trató de sofocarlo, e incluso sacó su pistola y disparó contra el pavimento.

Las autoridades de Anaheim informaron que se encuentran investigando el caso, pero hasta el miércoles el oficial fuera de servicio no había sido detenido.

(Con información de LA Times, Univisión y Telemundo)